7 entretenidas actividades para jugar en familia durante la Cuarentena

7 entretenidas actividades para jugar en familia durante la Cuarentena

¿Sientes que cada vez se hace más complicado ponerse creativo para entretener a tus hijos en casa?

Hoy te proponemos algunas ideas de juegos y actividades que te serán muy útiles para entretener a los niños durante este tiempo en casa:

1.  Hacer un picnic.

 ¿Qué te parece si le damos un giro a la hora de la comida?

Un picnic es perfecto para convivir y relajarse, pídele ayuda a tus hijos para preparar los alimentos y después instálense en el patio o en la sala de su casa para comer juntos en familia de una forma muy divertida.

2.  Día de disfraces.

Sal de la rutina y crea un ambiente diferente en casa.

Cada miembro de la familia tendrá que inventar su propio disfraz con los materiales que encuentren en casa o si los niños ya tienen su disfraz favorito pueden usarlo.

Intenta realizar las actividades normales con tu disfraz, verás como será más fácil para los niños hablar de sus emociones a través de mundos y personajes imaginarios.

3. Tarde de películas. 

Organiza una tarde de película en casa y prepara palomitas, bebida y botanas saludables, pueden anotar sus opciones de películas en papelitos y dejar la decisión al azar para hacerlo más entretenido.  

Al terminar la película, hagan actividades temáticas relacionadas a lo que vieron: pueden dibujar a su personaje favorito, escribir un final alternativo, ¡las opciones son infinitas!

4. Presentación de talentos. 

Todos tenemos algún talento especial y si aún no lo descubres, esta será una buena oportunidad para identificarlo. Preparen todo para una presentación digna de un programa de televisión: pueden cantar, contar un chiste, hacer trucos de magia, declamar poesía, invita a tus hijos a realizar su actividad favorita frente a toda la familia y tu también sorpréndelos con tu talento.

5. Componer una canción. 

Cantar y hacer música cambia automáticamente el ambiente en el que estés. Crear una canción será una experiencia divertida para todos, toma como base la melodía de una canción conocida pero cambia la letra, pueden hacer canciones sobre lo que les pasó en el día, sobre su comida favorita o sobre ustedes mismos, la música será una fuente inagotable de alegría y felicidad.

6. Organizar un show de títeres.

Ejerciten su imaginación, elaborando títeres con materiales reciclados como papel, cartón y botellas de plástico ó hasta con calcetines viejos. Observa cómo los niños pueden crear títeres realmente ingeniosos.

Preparen un escenario y pídele a los niños que vayan dirigiendo la historia.

7. Hacer experimentos.

¿Qué tal si nos convertimos en científicos por un día? Realizar experimentos caseros es muy divertido además de educativo. Es una forma de alentar la curiosidad y reforzar sus conocimientos sobre la naturaleza, el espacio, el cuerpo humano, el espacio. 

En esta página encontrarás decenas de ideas para experimentar en casa.

¡Con estas actividades la diversión está asegurada! 

Consejos para poner en práctica la disciplina positiva

Consejos para poner en práctica la disciplina positiva

Desde que somos pequeños, la idea de la disciplina va ligada a gritos y regaños y aunque ahora tenemos otras opciones de crianza, seguimos viviendo en una cultura de cierta sobreprotección: ¿has sentido miedo de traumatizar a tus hijos por cualquier cosa o eres de los que suaviza las llamadas de atención para evitar conflictos? ¿te gustaría romper con los esquemas de crianza del pasado?

 

Afortunadamente, en los últimos años ha venido tomando fuerza un nuevo modelo de crianza que te ayudará a educar a través del respeto, el cariño y sobre todo, desarrollará un ambiente familiar más agradable en tu hogar.

La Disciplina Positiva está diseñada para animar a los niños y enseñarles el autocontrol y autodisciplina, esta forma de crianza busca aumentar la autoestima, enseñarles a tomar buenas decisiones y estimular su motivación.

 

Suena muy bien, pero ¿cómo aplicarla en casa? Te compartimos 4 puntos clave que deberás tomar en cuenta:

1. Respeto mutuo. Sé amable y busca entender las necesidades de tus hijos, al hacerlo estarás cimentando el pilar del respeto propio y las personas que lo rodean. Si cometió una acción inadecuada, cuando quieras llamarle la atención, hazlo en privado, sin gritos y busca hacerlo reflexionar. “¿Por qué crees que lo que hiciste está bien? ¿Cómo crees que se siente la otra persona?”

 

2. Aprende de los errores. Mira los errores como una oportunidad para educar: los gritos y regaños no llegan a nada bueno. Busca las razones que hacen actuar a los niños de cierta manera para cambiar su modo de ver las cosas en lugar solo intentar cambiar su comportamiento, existen muchos libros que hablan sobre ello y te ayudarán a entender mejor las acciones de tus pequeños.

 

3. Sin castigos. Enfócate en soluciones en lugar de castigos, muéstrale a tus hijos los privilegios con los que cuenta para que aprenda a valorarlos. Hazle preguntas sobre la forma en que podría solucionarse la situación.

 

4. Motiva a tus hijos. Pon atención al esfuerzo que hacen, no simplemente al éxito. “Lo hiciste muy bien” “Vi cómo te esforzaste, bravo” “La próxima vez lo harás mejor, está bien” estas frases lo alentarán y fortalecerán su autoestima.

Al utilizar esta herramienta de crianza, verás como tus hijos se sentirán felices y fortalecerán sus capacidades de superar los retos y afrontar sus problemas con responsabilidad y optimismo.

Recuerda que la disciplina positiva es:

Validar sentimientos, llegar a acuerdos, dar abrazos, escuchar, dar ejemplo, firmeza, buen humor y cooperación.

Con ella, les estarás brindando herramientas para crecer sanamente y ser un adulto exitoso y feliz.

 

Consejos para tener una sana convivencia familiar en Cuarentena

Consejos para tener una sana convivencia familiar en Cuarentena

¿Cómo te has sentido estos días en casa?

Pasar mucho tiempo encerrado durante largos periodos de tiempo puede ser desgastante tanto para padres como para los niños.

Ellos sentirán la misma ansiedad y miedos que nosotros, y tal vez un poco más, porque no entienden del todo la situación que estamos viviendo, pero en lugar de centrarnos en que estamos en casa sin poder salir, debemos pensar en que al hacerlo le hacemos un bien a los demás y a nuestra comunidad. 

Ante cualquier acontecimiento la comunicación con tus hijos es indispensable, puedes compartir con ellos la información necesaria según su edad, y sobretodo asegurarnos que entiendan que todo va a estar bien y va a pasar.

Házlos partícipes de la solución, enséñales sobre el lavado de manos y la higiene, y también enfócate en indicarle qué no pasa nada si un día se sintiera estresado o inquieto.

Sabemos que son momentos difíciles, por eso queremos compartirte algunos consejos para hacer más llevadero este tiempo en familia.

Planea una rutina diaria.

Tener un horario mantiene el orden y te ayuda a crear rutinas para lograr realizar todas las actividades planeadas. Establece horarios y cúmplelos, esto los hará sentir seguros.

Motívalos a participar en actividades que quizá ellos no participaban antes por no estar en casa como: preparar la comida, organizar la ropa, etc.

 

Mantente en movimiento.

Busca actividades con movimiento físico que puedan realizar en casa: ya sea un rally, una rutina de ejercicio ó jugar escondidas, les hará muy bien a su cuerpo y mente.

Organiza tu tiempo para hacer pausas donde te tengas que levantar de tu asiento para despejar tu mente: toma agua, habla con alguien de tu familia, mira por la ventana.

¡Juega!

Utiliza cada oportunidad que puedas para jugar de forma creativa y divertida.

Al jugar, el tiempo se pasará volando, utiliza juegos de mesa, juegos de destreza ó hagan manualidades.

También promueve actividades donde ellos puedan participar activamente , dónde descubran el por qué de las cosas, cómo funcionan, cómo se inventaron y para qué se utilizan.

Verás de primera mano, como el aprendizaje significativo y activo es tan efectivo, haciendo a tus hijos felices.

Platica sobre cómo te sientes

Todas las emociones son válidas, ayuda a tus hijos a hablar sobre las emociones, en este caso, el juego es terapéutico y ayuda a liberar emociones y pensamientos que tenemos guardados, utilízalo para que tus hijos se sientan mejor.

Es normal que los niños no sepan cómo reaccionar ante la situación porque no se habían sentido así antes o no nos habían sentido a nosotros así.

Los niños pueden demostrar su intranquilidad haciendo muchas preguntas, aislándose, o enojándose por cualquier detalle, nuestra sugerencia es que se den un tiempo para platicar en familia sobre la situación, primero da tu opinión al respecto, esto tranquilizará a tus hijos al saber que tu también te sientes diferente.

Muéstrate empático y no juzgues su sentir, escucha a tus hijos y demuéstrales tu amor y comprensión en todo momento. 

¿Cómo enseñarle a tu hijo a conocer y controlar sus emociones?

¿Cómo enseñarle a tu hijo a conocer y controlar sus emociones?

Aunque todos los niños son distintos, tienen las mismas necesidades de ser escuchados, de sentirse queridos y atendidos.

En su proceso de crecimiento, los niños necesitan que los guíen en la formación de su inteligencia emocional para desarrollar su sentido de empatía, a comunicarse eficazmente y de esta forma asegurar habilidades importantes para su futuro como adulto.

Debido a nuestra experiencia, a veces como padres tratamos de controlar las emociones de los niños, generalmente enfocándonos en reprimir su tristeza o enojo, por ello es importante que nos prepararemos poder ser sus guías en el camino de la educación emocional.

Sabemos que es una tarea que requiere de paciencia y comprensión, por ello, la psicóloga Michelle Salinas, te comparte 4 útiles consejos para guiar el conocimiento de tus hijos sobre sus emociones y mejorar su calidad de vida desarrollando su inteligencia emocional. 

1. Dirige sus emociones 

A la hora de las rabietas y enojos, establece límites para controlarlos y demostrarles que si se utilizan las palabras mágicas: “por favor” y “gracias,” recibirán la atención adecuada. 

Ponle nombre a sus emociones y cuestiónales sobre su sentir, por ejemplo: ¿Cómo te sientes? ¿Triste o enojado? ¿Por qué te sientes así? ¿Cómo crees que puedas sentirte mejor?

Ante todo, hazles saber que estás consciente de su emoción y muestra empatía por sus sentimientos, esto les ayudará a entender la situación que están viviendo y fortalecerá su relación contigo. 

2. Comunícate eficazmente

Mantén una comunicación abierta y sincera con ellos, dialoga con calma y trata de responder a todas sus dudas ¡recuerda que están descubriendo el mundo! Escucha de buena gana sus ocurrencias y fantasías, y especialmente, procura mantener despierta su curiosidad, esto les permitirá querer conocer más, emprender y tomar iniciativas en su futuro.

3. Fomenta su empatía 

Al desarrollar la inteligencia emocional de tus hijos verás cómo crece su empatía por las emociones y sentimientos de los demás. 

Para que sean capaces de etiquetar de manera adecuada los sentimientos positivos y negativos hacia otras personas hazle preguntas como: ¿Cómo crees que se sienta tu hermano? ¿Feliz o triste? ¿Por qué está enojado tu amigo contigo? ¿Cómo crees que se sentiría mejor?

4. Reconoce sus aciertos

Reconoce cuando tus hijos den a conocer sus opiniones e ideas a los demás sin tratar de imponer sus argumentos y escuchen con atención lo que otros tienen para decir. Elogia sus aciertos con autenticidad.

 

La familia es la guía principal para forjar su inteligencia emocional, pues si se educa bien, la transición a su adolescencia podrá pasarla sin tantas confusiones sobre sus sentimientos y personalidad. 

Además le brindarás la seguridad de que su familia estará siempre disponible para escucharle.

Si deseas mejorar y aprender sobre tus emociones para educar a tus hijos de una mejor forma, te recomendamos:

“Educar Sin Perder Los Nervios” de Tania García 

Y libros para niños como el “Emocionario” y “El monstruo de colores” que te serán de gran ayuda a la hora de explicarles las emociones a tus hijos.

OTROS TEMAS

Consejos para poner en práctica la disciplina positiva

Desde que somos pequeños, la idea de la disciplina va ligada a gritos y regaños y aunque ahora tenemos otras opciones de crianza, seguimos viviendo en una cultura de cierta sobreprotección: ¿has sentido miedo de traumatizar a tus hijos por cualquier cosa o eres de los que suaviza las llamadas de atención para evitar conflictos?

Read More »

Consejos para tener una sana convivencia familiar en Cuarentena

¿Cómo te has sentido estos días en casa? Pasar mucho tiempo encerrado durante largos periodos de tiempo puede ser desgastante tanto para padres como para los niños. Ellos sentirán la misma ansiedad y miedos que nosotros, y tal vez un poco más, porque no entienden del todo la situación que estamos viviendo, pero en lugar

Read More »

¿Cómo nació Froggin?

¿Cómo nació Froggin?

Froggin es sinónimo de familia, perseverancia y realización.

Todo inició en 1993, cuando Elisa Torres, CEO y co-fundadora de Froggin, impartía clases particulares por las tardes en la cochera de su casa.
Con el tiempo, cada vez más alumnos llegaban a estudiar inglés en la escuela de “la ranita” con su alegre y entusiasta Teacher Ely.
Durante 12 años,  más de 200 niños asistieron a clases, varias generaciones, que sirvieron para sentar las bases de lo que se convertiría más tarde en “Froggin”,  la primera franquicia mexicana de escuelas de inglés para niños.

Los inicios de Froggin 

Fue hasta el año 2005, que junto con su esposo, inauguraron la primera sucursal de Froggin en la zona sur de Monterrey, N.L.
El éxito de sus clases fue ascendiendo y en el 2007 se abrió la segunda sucursal en Guadalupe, N.L, donde gracias al excelente resultado y recomendación de papás y alumnos, decidieron expandir su negocio a través del modelo de franquicias.

Froggin, la primer franquicia mexicana de escuelas de inglés para niños.
Durante tres años, se elaboraron minuciosos manuales que capturaron la forma particular de transmitir el conocimiento, a través de juegos, en grupos pequeños y con atención personalizada.
Se documentaron los procesos operativos y sistemas de administración para poder compartir con más emprendedores este exitoso modelo de negocio y se prepararon los libros de alumnos y de maestros, el material (juegos y posters) y la capacitación para franquiciatarios y maestros.
Fue así que, en el año 2010, Froggin inició su expansión en toda la República Mexicana.

Nuestra imagen ha ido adaptándose para proyectar mejor nuestros valores y filosofía. En el 2005 el  logotipo cambió por primera vez  y el nombre evolucionó a “Froggin Learning Center”.
A partir de ahí, empezó a tomar forma la metodología Froggin como la conocemos actualmente y en el 2016 renovamos nuestra imagen para ser “Froggin English for Kids”.
 
Froggin cuenta actualmente con más de 30 sucursales en diferentes ciudades de la República Mexicana y en cada una de ellas, se conservan los ideales que Elisa consideró desde el inicio, en cada sucursal, está presente aquel pequeño salón donde los niños se divertían aprendiendo inglés, donde hoy lo hacen más de 3,000 niños en todo México.


En Froggin, aprender inglés siempre será cosa de niños.

OTROS TEMAS

Consejos para poner en práctica la disciplina positiva

Desde que somos pequeños, la idea de la disciplina va ligada a gritos y regaños y aunque ahora tenemos otras opciones de crianza, seguimos viviendo en una cultura de cierta sobreprotección: ¿has sentido miedo de traumatizar a tus hijos por cualquier cosa o eres de los que suaviza las llamadas de atención para evitar conflictos?

Read More »

Consejos para tener una sana convivencia familiar en Cuarentena

¿Cómo te has sentido estos días en casa? Pasar mucho tiempo encerrado durante largos periodos de tiempo puede ser desgastante tanto para padres como para los niños. Ellos sentirán la misma ansiedad y miedos que nosotros, y tal vez un poco más, porque no entienden del todo la situación que estamos viviendo, pero en lugar

Read More »

5 tips para cumplir tus propósitos de Año Nuevo

5 tips para cumplir tus propósitos de Año Nuevo

¡Comenzó el 2020 y llegó la nueva década! 

Seguramente has empezado a reflexionar sobre todo lo que pasó durante el año pasado.

Aprendiste que los errores son lecciones para ser mejores en el futuro; compartiste momentos invaluables con tus seres queridos; reiste, aprendiste y disfrutaste al máximo. 

¿Ya empezaste a preparar tus propósitos para este nuevo año? 

Para que no los dejes sólo como propósitos, te compartimos 5 consejos para cumplirlos:

  1. Haz propósitos reales

Crea una lista de propósitos reales y alcanzables, es válido tener una lista corta con los deseos que realmente quieras cumplir en el año. Enfócate en lo que te haga feliz y en lo que podrás realizar con el tiempo que tengas disponible.

  1. Enfócate en los detalles

Una de las razones por las que los propósitos no se cumplen es porque no se planean como es debido, establecemos objetivos sin una idea clara de cómo ejecutarlos, por eso es importante enfocarte en los detalles. Aborda tus objetivos por fases para lograr resultados a largo plazo, realiza pequeños pasos día con día.

  1. Crea tu red de apoyo

Tener un grupo de personas con un objetivo similar a lo largo del año puede ser una gran fuente de motivación.  Cuéntale a tu familia y amigos los propósitos que tienes en mente e involúcralos en tus actividades, así se ayudarán a alcanzar sus objetivos.

  1. Visualiza tus éxitos.

Visualizate en el momento en el que cumplas tus propósitos; de esta manera sentirás la motivación para no dejarlo a la mitad del camino.

  1. ¡No te rindas!

Cualquier deseo debe tener constancia y dedicación de tu parte, sólo así verás el resultado final.  Haz actividades que te lleven a lograr tus propósitos un día a la vez.

 

¡Que tengas un gran inicio de año y que se cumplan todos tus propósitos!

¿Cómo despertar el interés en los niños por nuevos idiomas?

¿Cómo despertar el interés en los niños por nuevos idiomas?

Familiarizarse con una lengua diferente a la materna cuando tus hijos son pequeños permitirá que lo aprendan con mayor facilidad y favorecerá que se generen conexiones que lo capacitarán para aprender nuevos idiomas cuando crezcan. Pero ¿es fácil que los niños se interesen por un idioma diferente al suyo cuando aún están aprendiendo su lengua materna? 

Por supuesto, la clave está en aprenderlo como si fuera un juego.

Los niños son como esponjas y durante la infancia es el mejor momento para enseñarles idiomas, pero claro, no a todos los niños les parece tan buena idea, así como hay niños a los que el amor por otros idiomas les nace naturalmente, hay otros que se resisten un poco más.

¡No te preocupes! Cualquier idioma puede ser aprendido por tu pequeño si lo relacionas con actividades divertidas o que capturen su atención. No es lo mismo aprender a través de palabras extrañas escritas en papel, que utilizar las palabras mediante un juego, un cuento o una canción. 

Encuentra actividades cotidianas donde puedas utilizar el idioma con facilidad:

Cambia el idioma de las cosas que ven en la T.V. o el internet.

Si tu hijo disfruta ver caricaturas en su tiempo libre, programas de cocina, se interesa por los dinosaurios o cualquier otro tema que llame su atención, haz que consuma estos contenidos en inglés, verás que su interés aumentará.

Acércalo al idioma de forma natural.

  • ¿A tu hijo le gusta que le leas cuentos? Utiliza cuentos en inglés.
  • ¿Le gusta jugar a las marionetas? Improvisa  pequeños diálogos en inglés. 
  • Si prefiere, jugar con las muñecas, haz que hablen en inglés. 
  • Canta con él, inventa juegos, habla de vez en cuando con él en otro idioma.

Con estas actividades y cambios que apliques en su rutina diaria, captarás la atención de tu hijo y estimularás su interés por el idioma.

En Froggin tus hijos disfrutarán del aprendizaje del inglés a través de experiencias divertidas.

En nuestras clases los niños viven el idioma, hablamos todo el tiempo en inglés mientras realizamos juegos y actividades interactivas, esta es la clave para que ellos vean el inglés como algo natural y adquieran el idioma como parte de su aprendizaje diario. 

Te invitamos a programar una clase de prueba gratis para que conozcas nuestras instalaciones y metodología con tus hijos.

Descubre si una franquicia educativa es para ti

Descubre si una franquicia educativa es para ti

  • ¿Compartes el gusto por la educación?

  • ¿Deseas brindarle a un beneficio a la sociedad?

  • ¿Eres un líder positivo?

  • ¿Te gusta relacionarte con otros y generar lazos?

  • ¿Quieres que tu trabajo sea diferente y desafiante día tras día?

Si respondiste “Sí” a más de 3 preguntas…

¡Felicidades!

Sabes que la educación es el arma más poderosa para cambiar el mundo y una franquicia educativa es el mejor camino al éxito y libertad financiera.

Froggin te ofrece un modelo de negocio que funciona en grandes y pequeñas ciudades, solicita más información en la pestaña de Franquicias. 

Dormir bien para aprender mejor

Dormir bien para aprender mejor

¿Sabías que un buen descanso es tan importante en la niñez como llevar una dieta sana o practicar ejercicio? Vivimos en una época donde la rutina, los trabajos demandantes y los dispositivos electrónicos sobre estimulan los sentidos tanto de adultos como de niños. 

Los padres tienen que conformarse con dormir entre 5 y 6 horas diariamente, y creemos erróneamente que si nuestros hijos se pierden una o dos horas del sueño al día no traerá consecuencias a futuro. La realidad es que todos los niños se desarrollan mejor en sus actividades si tienen una rutina nocturna habitual. 

¿Sabías que muchos de los niños que no prestan atención a sus clases, mejorarían su rendimiento académico con sólo dormir el tiempo suficiente?  Cuando los pequeños son privados del sueño con regularidad, se originan problemas de comportamiento y de salud.

Beneficios que una larga noche de sueño le darán a ti y a tus hijos:

  • Favorece la actividad cerebral y desarrolla la imaginación.
  • Mejora el sistema inmunitario.
  • Consolidar la memoria y reorganiza la información.
  • Permite que el cuerpo produzca las hormonas que nos hacen felices.
  • Incrementa el rendimiento académico.

Aunque sabemos que las necesidades del sueño varían dependiendo de la persona, la Academia Estadounidense de la Medicina del Sueño, creo pautas para ayudarte a determinar si tus hijos duermen lo suficiente para desarrollarse de manera óptima, jugar y aprender.

Toma en cuenta que si tus hijos todavía toma siestas, debes sumar ese tiempo a las  horas que comúnmente duerme:

EDAD

Tiempo de sueño recomendado en 24 horas.

Bebés: 4 a 12 meses

12 a 16 horas (incluyendo siestas)

Niños pequeños: 1 a 2 años

11 a 14 horas (incluyendo siestas)

Edad preescolar: 3 a 5 años

10 a 13 horas (incluyendo siestas)

Edad escolar: 6 a 12 años

9 a 12 horas

Adolescentes: 13 a 18 años

8 a 10 horas

La Psicóloga Alejandriana Cuberos recomienda establecer buenos hábitos para dormir bien desde que nuestros hijos son pequeños. 

  • Dormir bien debe ser una prioridad para tu familia, da un buen ejemplo a tus hijos, muestrales que dormir bien es parte de vivir un estilo de vida sano, como comer bien y hacer ejercicio con regularidad.

  • Establece rutinas. Si establecen la misma hora para despertarse, para las comidas, para la siesta y para jugar le ayudará a su niño a sentirse seguro y confortable y le ayudará a que la hora de dormir sea fácil.

  • Supervisa el tiempo que pasan frente a una pantalla. Los expertos recomiendan no tener televisores, computadoras, teléfonos y tabletas en la habitación de los niños, especialmente en la noche. Para prevenir interrupciones del sueño, apague todas las pantallas por lo menos 60 minutos/1 hora antes de dormir. 

  • Establece un entorno seguro para dormir. Baja la intensidad de las luces antes de ir a dormir, controla la temperatura tu hogar, cenen de forma ligera y temprano.

Sabemos que cada familia es diferente, adapta tus horarios y dale prioridad a los buenos hábitos, verás cambios significativos en tu vida como en la de tus pequeños.

¿Cómo identificar el estilo de aprendizaje de mi hijo?

¿Cómo identificar el estilo de aprendizaje de mi hijo?

“Cada ser humano tiene una combinación única de inteligencia, éste es el desafío educativo fundamental”  

 Howard Gardner

Seguramente, s i tienes más de un hijo, habrás notado que cada uno de ellos reacciona a situaciones similares de manera muy diferente.

Aunque les hayas enseñado los mismos valores y costumbres, tus hijos interpretan el mundo de manera diferente y lo hacen en función de sus conocimientos y experiencias.

Por ello, es muy útil tanto para padres, como para maestros, saber qué estilo de aprendizaje predomina en nuestros hijos, de esta forma, podremos ayudarles en gran medida a que aprendan y estudien mejor.

Descubre cuál es el estilo de aprendizaje de tu pequeño, analizando algunas de las características que se presentan en los diferentes estilos.

Pero,  ¿qué es un estilo de aprendizaje? Según, Howard Gardner, son las inteligencias puestas a trabajar en tareas y contextos determinados.

Una persona puede aprender de diferentes maneras y el estilo de aprendizaje es donde nos sentimos más cómodos para procesar la información que procede del mundo exterior y que acomodamos a través de nuestros sentidos, ya sea a través de la vista, el oido ó el tacto.

Para entender el estilo de aprendizaje predominante en tus pequeños, es necesario que analices sus formas de comunicación, las expresiones que usan con frecuencia y sus movimientos.

Los niños con un tipo de aprendizaje kinestésico:

  • Disfrutan de la comida y bebida, la saborean despacio.
  • Les gusta explicar gesticulando, mostrando con las manos, manipulando.
  • Recuerdan lo que sintieron.
  • Aprenden haciéndolo ellos, no viéndolo. Necesitan tocar, probar.

Los niños con un tipo de aprendizaje auditivo:

  • Prefieren oír sus clases y prestarle atención al profesor.
  • Les gusta explicar hablando o contando una historia.
  • Les gusta tamborilear con los dedos, llevando un ritmo.
  • Recuerdan lo que dijeron.

Los niños con un tipo de aprendizaje visual:

  • Recuerdan lo que vieron o leyeron mejor que lo escrito.
  • Les gusta que la profesora explique usando el pizarrón.
  • Le gusta mucho la televisión, ver imágenes, vídeos.
  • Al hablar o explicar algo, alguna vez, mueven los ojos hacia arriba.

Si tu pequeño ha tenido bajas calificaciones ó has notado que se distrae constantemente al hacer su tarea o cualquier actividad donde requiera concentrarse, lo mejor que puedes hacer es investigar la forma en que se les presentan los temas en la escuela,  cambiar su cuarto de estudio, ponerle música, colores o almohadas.

Busca cuáles son las actividades y ambientes que se adapten a su estilo de aprendizaje para motivarlo y ayudarlo a alcanzar sus metas.